Logo de netsaluti


Proteinuria en los niños


Publicado el: 26-07-2018

Las proteínas son esenciales en nuestro cuerpo. Normalmente, las proteínas se mueven dentro de la sangre transportando alimentos, hormonas y medicamentos a todas las partes del cuerpo. Además, ayudan a mantener agua dentro de vasos sanguíneos diminutos.

¿Qué es la proteinuria?

Proteinuria es el nombre de una condición médica. Significa que hay proteína presente en la orina. A medida que la sangre se mueve a través de los riñones, estos filtran productos de desecho, líquidos en exceso y sales. La sangre limpia vuelve a circular de regreso a través del cuerpo. La mayoría de las proteínas son demasiado grandes para atravesar los riñones, por lo tanto, usualmente no se encuentra proteína en la orina. Si su médico encuentra proteína en la orina de su niño, eso significa que los riñones de su niño pueden no estar funcionando como debieran, posiblemente por causa de inflamación (hinchazón). Algunas veces la infección o las substancias químicas tóxicas dañan los riñones y esto hace que aparezca proteína en la orina.

Sumergiendo una tira especial de papel dentro de una muestra de orina le indica a su médico si hay proteína en la orina. Si solamente hay una cantidad pequeña de proteína en la orina su niño probablemente tiene una condición benigna (inofensiva) tal como proteinuria ortostática (ver abajo). Su médico podría hacerle otras pocas pruebas para cerciorarse.

Su médico le puede pedir que le recolecte una muestra de orina de 24 horas a su niño. Las instrucciones para hacer esto se encuentran al final de este panfleto. Una recolección de orina de 24 horas le permite a su médico medir la proteína en la orina. Esta prueba ayuda a mostrar qué tan bien están funcionando los riñones de su niño. Su médico también puede hacerle algunas pruebas de sangre.

Si se encuentra una cantidad grande de proteína en la orina de su niño una enfermedad renal más grave podría ser la causa del problema. La proteinuria no causa dolor. Pero cuando una cantidad grande de proteína está presente en la orina, el nivel de proteína en la sangre puede disminuir. Esto puede ocasionar hinchazón en los párpados, tobillos y piernas de su niño. La presión sanguínea elevada es otra seña de este problema.

¿Qué es la proteinuria ortostática?

La proteinuria ortostática ocurre en algunos niños mayores y en adolescentes. La palabra ortostática significa "recta". La condición se llama "proteinuria ortostática" pues la proteína se va hasta la orina solamente cuando el niño está en posición recta, es decir cuando está parado.

Los niños con esta condición no tienen daño renal, pero, por alguna razón desconocida, pierden proteína dentro de la orina durante el día cuando están activos. De noche, mientras duermen, sus riñones no dejan salir nada de proteína dentro de la orina. Su médico diagnostica esta condición inofensiva chequeando dos muestras de orina. La primera es recolectada en la mañana enseguida que su niño se levanta. La segunda muestra es recolectada durante el día. Las dos muestras se mantienen en recipientes separados. Si su niño tiene proteinuria ortostática la muestra de la mañana no tendrá proteína, pero la orina recolectada durante el día si tendrá proteína presente en ésta.

¿Cómo se trata la proteinuria?

Si su niño tiene proteinuria ortostática o solamente cantidades pequeñas de proteína en la orina, no se necesita tratamiento alguno. Algunas veces su médico volverá a chequear la orina de su niño después de unos pocos meses. Su médico quiere ver si la cantidad de proteína en la orina disminuye. Si la cantidad de proteína en la orina no cambia o si hay más proteína, su médico puede remitir a su niño a un especialista en riñones llamado nefrólogo. El nefrólogo puede realizar una biopsia renal: un pedazo pequeño de tejido del riñón es extraído con una aguja y examinado bajo un microscopio. Cuando su médico encuentra lo que está causando que aparezca proteína en la orina de su niño, él puede encontrar la mejor manera de tratar el problema.

Unas pocas cosas simples pueden ayudar a su niño independientemente de qué causó el problema renal. Comer menos sal puede disminuir la hinchazón. Existen medicamentos que pueden controlar la inflamación (hinchazón) de los riñones que pueden estar haciendo que la proteína se vaya hasta la orina. Usualmente el medicamento se da en una dosis alta al comienzo y en una dosis más baja luego. Algunos niños toman una dosis baja del medicamento durante meses o inclusive años. Es importante seguir las instrucciones de su médico acerca de cómo tomar el medicamento. También es importante visitar al médico para chequeos regulares.

¿Necesito limitar las actividades de mi niño?

No. A pesar de que la proteína en la orina puede aumentar durante el ejercicio, esto no le hará daño a los riñones de su niño. De modo tal que usted no necesita limitar las actividades de su niño.

¿Cómo hago una recolección de orina de 24 horas?

En los niños que están entrenados para usar la taza del baño usted debe comenzar la recolección durante un día en que su niño no vaya al colegio; usualmente en domingo. Tan pronto como su niño se levanta en la mañana haga que él o ella orine en la taza del baño. Esta orina no se guarda, simplemente suelte el agua de la taza del baño. Escriba con exactitud la hora a la cual su niño orina. Los niños que no están entrenados para usar la taza del baño generalmente van al hospital para esta prueba.

Después de esto, cada vez que su niño necesita orinar, haga que él o ella lo haga en el recipiente especial que el médico o el laboratorio le da. Para niñas, recolecte la orina primero en la bolsa recolectora de orina ("urine hat") y luego viértala dentro del recipiente especial. Usted no necesita marcar las veces cuando estas muestras de orina son recolectadas. Asegúrese de lavarse las manos después de manejar el recipiente.

Es importante recoger toda la orina que su niño produce durante todo el día y durante toda la noche. A la mañana siguiente, despierte a su niño más o menos a la misma hora que lo hizo el día anterior. Haga que su niño orine dentro del recipiente por última vez. Esto termina la recolección de 24 horas. Ahora, escriba la fecha y la hora en el rótulo del recipiente. Traiga el recipiente al laboratorio ese día. Puesto que las bacterias pueden multiplicarse en la orina a temperatura ambiente, es importante mantener la orina refrigerada durante la recolección y después de entregarla al laboratorio.

En alianza con AAFP